4 tips para dejar de PROCRASTINAR antes que ACABE el año y comenzar el 2021 de la MEJOR forma

Hay quienes son unos expertos en posponer ciertas cosas para “después”, como también a quienes les resulta difícil procrastinar, pero aún así lo hacen. ¿Quién no ha pospuesto algo que no le agrada para otro momento? Ciertamente, queremos hacer lo que nos agrada primero que aquello que no. Sin embargo, el problema surge cuando posponemos una y otra vez las cosas importantes. Y a veces hasta sin darnos cuenta se nos va el tiempo en cosas que siquiera nos benefician en lo más mínimo.

Se acerca el nuevo año, con él nuevas esperanzas y oportunidades hacia un nuevo comienzo. Un comienzo que puede partir desde la práctica y el esfuerzo que requiere eliminar la procrastinación de nuestras vidas.

Para ello es necesario ir aplicando estos tips desde ya, para recibir el nuevo año como se merece, o mejor dicho, como nos merecemos.

1. Se honesto contigo mismo sobre tus prioridades

No todo lo que nos llama la atención realizar es una prioridad. Muchas veces lo más importante es lo que quizá no queremos hacer en ese preciso momento. Ahí es donde entran nuestras prioridades, depende de nosotros aceptarlas como lo que son y no ignorarlas mintiéndonos a nosotros mismos sobre ellas. De esta forma podremos primero en la lista de tareas por realizar, lo que verdaderamente importa.

2. Cambia la manera en la que te describes a ti mismo

¿Cómo vamos a dejar de procrastinar si la imagen que tenemos de nosotros mismos es la de alguien que lo hace todo el tiempo? Basta de decirte a ti mismo que no eres más que un procrastinador. Por el contrario, comienza a incluir en esa imagen que tienes de ti mismo las cualidades positivas que deseas alcanzar. Convéncete de que puedes hacerlo y eres perseverante con tus metas.

3. Diseña planes y estrategias para conseguir cada meta

Al planear con antelación como puedes alcanzar y completar eso que tanto te cuesta hacer, ya estás mucho más cerca de conseguirlo, lo cuál puede llegar a ser incluso una motivación para continuar. Es por eso que diseñar estrategias que te permitan realizar tareas más cómodamente es de suma importancia.

4. Premia el trabajo duro realizado

A todos nos gusta consentirnos siempre que podemos. Ya sea comprarnos eso que tanto deseamos, salir a pasear o hasta ver Netflix unas cuantas horas. En fin, no podemos hacer todo eso sin antes cumplir con nuestras debidas tareas. Es por eso que debemos organizarlo para después, pero no un después que nunca ocurrirá, sino un después que sea justo al terminar ese trabajo que tenías pendiente, o esa tarea importante. Nada mejor que merecer cada gusto, cada momento en el cual nos consentimos a nosotros mismos porque ya hemos realizado todas nuestras tareas pendientes. Así que no dejes pasar por alto ese tiempo para ti.

Y bien… ¿Que esperas para poner en práctica estos consejos? ¡Recibamos el nuevo año con la mejor versión de nosotros mismos!

-🦋

Tagged with: